Cet ouvrage fait partie de la bibliothèque YouScribe
Obtenez un accès à la bibliothèque pour le lire en ligne
En savoir plus

Cuentacuentos andaluces: una aventura de transmisión oral

De
5 pages
Colecciones : Educación y biblioteca. Año 10, n. 89
Fecha de publicación : 1998
Voir plus Voir moins

MORICO D ADAUCIA PI
Cuentacuentos Andaluces
Una aventura de transmisión oral
Cuando la bruja, levantando lentamente su mano, dijo: "Érase una vez ... " del
suelo comenzaron a salir fores y mariposas multicolores y esa noche todos y todas
los allí presentes cminaron por el hilo plateado de la Luna ...
Los niños deben sentir, desde el vientre de sus relatos de un niño es tan fundamental como su
'" Pepepérez. �
Cuent acuent os, madres. que les cuentan hlstonas. Estos nmos, cuan- necesidad por la comida y se manifesta del mismo
José María del Moral. do crezcan. estarán más estimulados en la fantasía e modo que el hambre".
P__n_·e o_d_is _ta_, ____ imaginación que los niños/as que nunca. o muy Alicia y Yeye. dos narradoras de Málaga. entien­
poas veces, hayan escuchado cuentos o historias, den que la narración de adultos no se diferencia del
En los cuentos los niños y niñas descubrirán la cuento ya que, nos dicen: "Con el tiempo te vas
bondad de unos y la maldad de otros; también des­ dando cuenta de que los adultos van buscando sentir
cubrirán diferentes formas de vida y culturas y la historias que no tienen tiempo para vivir. buscando
lucha por la existencia entre personas y animales, refexiones que no tienen tiempo de buscar. ilusiones
Según Paul Auster: "Si la voz de una muj er que a veces nos faltan ... el cuento no tiene edad".
narando cuentos tiene el poder de traer niños al "El contador de cuentos es un transmisor de la cul­
mundo. también es cierto que un niño tiene el tr en su grado más puro -comenta Eugenio Fer­
poder de dar vida a sus propios cuentos. Dicen que nández del "Colectivo de Teatro Circo La Plaza". de
si el hombre no pudiera soñar por las noches se Sevilla-o Sin pretender conquistar grandes auditorios
volvería loco; del mismo modo, si a un niño no se o medios audiovisuales, la virtud del cuentacuentos
le permite entrar en el mundo de lo imaginario, requiere la cercanía. la pequeñez del recinto; nos
nunca llegará a asumir la realidad. La necesidad de atrevemos a afrmar que la intimidad que propicia la
noche".
Cuentistas en Andalucía
Los cuentacuentos o cuentistas cada vez vienen
adquiriendo mayor protagonismo en la transmisión
oral, sustituyendo así una labor que tradicionalmente
ha correspondido al seno familiar (abuelos/as. padre,
madres ... ). El cuento ha cumplido a través de la his­
toria una función que se ha visto truncada. sobre
todo. por la omnipresencia de la televisión, o las tele­
visiones, en el hogar.
La relación de cuentacuentos a los que vamos a
acercar a través de nuestro recorrido por las diferen­
tes provincias andaluzas. no se trata de una lista
cerrada. ya que en Andalucía no existe un censo de
"Cuand l bj lvantando lentamente su mano di: Ease un ve .... cuentistas o narradores orales. Vamos a conocer lo
EDI Y BB - 8. 19 46

MONORICO DE ADUI (
que sienten los cuentacuentos con los que, tras
arduas gestiones, hemos podido tomar contacto.
Quienes se encuentren excluidos de esta relación que
no se sientan ofendidos.
Almería
En Almeria el Ayuntamiento de la Mojoner
viene desarollando un programa contra el racismo,
debido a la presencia de gran número de ciudadanos,
sobre todo, de origen magrebí. Ahmed Ajjan, que
nació en Tánger, se dedica a la divulgación de cuen­
tos originarios de su país, transmitiendo su cultura y
costumbres: "Este es el mejor modo de transmitir a
los niños/as las ideas y las vivencias de una cultur
Actividdes de cuetacuentos e e Bblipque de Sevill distinta".
Ahmcd Ajjan dejó sus estudios de Historia, antes
nunca para hacer lo que hacemos -nos dicen-o En el
de venir a España en 1991. Ha colaborado de volun­
año 3000, en plena era de la audiv ideoelectromulti­
tario con diversas organizaciones relacionadas con
masidigicomunicación aún nos contaremos cuentos.
los inmigrantes antes de dedicarse, en estos dos últi­
y que ustedes lo vean".
mos años, a contar cuentos.
En esta interesante campaña del Ayuntamiento de
Córdoba
la Mojonera participa también Rosa Meko Abeme,
una guineana que desempeñó en su país puestos de "Mi formación me ha llegado de todas las direc­
relevancia como Jefa de Gabinete y de la Dirección ciones: a través de las historias de Oriente, de los
de la Mujer y representó a Guinea en diferentes foros duendes de Occidente, de los gnomos del Norte y de
interacionales. Dedido a sus diferencias con el régi­ los trasgos del Sur". Quien así se presenta es José
men político guineano sufrió prisión y torturas, pero Ruiz, maestro, cuentacuentos y rmancero de Córdo­
logró escapar de su país y llegar a España: "La acti­ ba. Se inició en esta actividad a través del teatr y los
vidad de cuentacuentos me parece muy interesante títeres, que aún los utiliza como apoyo material en
teniendo en cuenta los objetivos que se quieren sus narraciones orales. Siempre ha soñado con viejos
alcanzar, que es evitar las conductas xenófobas. En caserones y enormes castillos llenos de libros empol­
algunos cuentos que naro se ve claramente lo nega­ vados, que costarían toda una vida hojearlos y leer­
tivo que son las actividades discriminatorias ante lo los. Por tanto ha tratado de .motivar a los niños/as de
extraño". hoy en día, para que se afcionen a estos "sueños",
con actividades de Animación Iccto-escritora, en
colegios, bibliotecas, calles y pla7.ls de la provincia Cádiz
de Córdoba, Málaga, Ciudad Real y Granada.
Hubo una vez en Cádiz un lugar donde se oyeron
En los cuentos y actividades de animación lecto­
más de mil y un cuentos durante más de 200 horas,
escritora, José Ruiz siempre dispone de un apoyo
se escucharon decenas de acentos en castellano, se
material o gráfco (títeres, dibujos, diapositivas,
rió mucho, se suspiró algunas veces y hasta se llegó
láminas ... ) que transportan a la persona desde la con­
a escapar una lagrimita ... Las noches de los jueves,
creción hasta la abstracción, principalmente porque
desde haee cinco años, "El Club del Cuento" des­
estamos muy acostumbrados a la imagen.
pliega todo su encanto en el tradicional local de
copas Albanta Club. Luis y Kiko, componentes del
Granada
grupo Tusilata, tienen una larga trayectoria de cuen­
tacuentos en un lugar tan mágico como es la bahía de Entre los más veteranos de los narradores andalu­
Cádiz. ces se encuentra el granadino Javier Tárraga, un con­
Ellos son también los organizadores del Festival tador de calle, "porque en la calle te encuentras con
de Cuentotis que, por dos años consecutivos, se han todo y con todos: es el retablo de la vida. Y entonces
celebrado con gran éxito, así como de otrs actos t estás allí en una esquina del relieve, mezclado
relacionados con el cuento, entre ellos el Día de la entre las gentes, niños/as, adultos y ancianos/as. Pero
Palabra, con contadas en los hospitales, parques ... t eres todavía él, el juglar, el narador que aún
"Confamos en seguir narrando hasta ser abuelitos de sobrevive en tu piel. Y es el ritual de la palabra, del
pelo blanco y estar entonces más justifcados que juego y de la imaginación".
EN Y BBTC - 8. 19 47

MONORFICO DE ANDAUCIA (1)
doras orales trabajan, sobre todo, con adultos en Huelva
bares, teterías ... y también, a veces, con niños: "Con
"El capitán de las Dunas" ha procurado siempre los más pequeños intentamos trabajar con la misma
"vivir en creación", esto es, contar historias y cuen­ dinámica que con los mayores, procurando transmi­
tos, transcribirlos y pintarlos. Su nombre es Francis­
tir tolerancia, aperura, incitando al derroche de ima­
co Pérez Gómez, de Huelva, y ha vivido en muchos
ginación. Poco a poco los Ayuntamientos, Diputa­
lugares, unas veces reales y otras inventados: "No me
ciones se van abriendo a esta aventura".
he cansado de que mi pie no se acostumbre siempre Alicia y Yeye se quejan de la falta de posibilida­
al mismo suelo, y prefero ser sólo romero, romero des de formación de los contadores/as de cuentos:
sólo. Sobre todas las cosas amo el mar, los espacios "por eso nos foramos sobre los escenarios a base de
naturales y puros, la selecta amistad y la indepen­
errores y olvidos, de comenzar a entender los cuen­
dencia espiritual y mental". Tiene numerosas publi­
tos y a sentirlos porque cuando realmente los vives
caciones como : Zalassa. Grial. Diario del Capitán en el fondo de tu corazón, es cuando te das cuenta de
de las Dunas. Huelva. Guía para visionarios y otras. que es más o menos bonito, si la gente entiende per­
Dirige, también, la colección narrativa Gerión, de la
fectamente lo que estás transmitiendo".
Diputación Provincial de Huelva.
Sevilla Jaén
En Sevilla es donde más cuentacuentos hay. En En Jaén tampoco se han olvidado del cuento como
este momento están en marcha diversas campañas en instrumento pedagógico. El grupo de Teatro La Paca,
las que los narradores son los protagonistas. Juan ha participado en el Ciclo de Cuentacuentos en cole­
Arjona, cuentacuentos de la población sevillana de gios, que por tercer año consecutivo se incluye como
Camas, nos cuenta que "un día salí de mi casa y lle­parte de la campaña de teatro escolar en Jaén. Los
gué a la biblioteca de mi pueblo donde unos locos, componentes del grupo han recorrido una treintena
porque no tienen otro nombre, se dedicaban ajugar y de centros escolares dramatizando cuentos de los
cantar con los niños, siempre utilizando el cuento hermanos Grimm y Andersen. También participan en
infantil. Lo pasaba muy bien y cambié el televisor un proyecto de actividades lúdicas y creativas que,
por el telecuento. una actividad que entonces se rea­todos los años, se lleva a cabo en el teatro municipal
lizaba en la biblioteca de Camas". Desde entonces Darymelia con niños entre 4 y 14 años.
han transcurrido quince años. Y Juan Arjona hoy Malión es una palabra indígena chiapaneca que
también hace el loco en las bibliotecas, colegios, par­significa "espérame para caminar juntos". Pero tam­
ques ... bién Malión es un grupo de personas de Jaén, rela­
Juan Atona considera que la mejor forma de ani­cionadas con la enseñanza y el teatro que trabaja el
mar a leer a los niños es contándoles un cuento. pero tema del cuentacuentos, "con el que pretendemos
se requieren unos requisitos previos: saber elegir una -nos comentan-, hacer disfrutar a niños/as de la sabi­
historia adecuada al niño, que también guste al con­duria y la fantasía que encierran los cuentos, ayudan­
tador, que haya comunicación entre el contador y el do a recuperar la memoria colectiva del lenguaje oral
niño, que éste no sea un mero espectador y que se y para dar vida a la palabra en la escuela y fuera de
haga con amor a la Literatura y a los niños/ as. "Si ella". Sin pretender convertirse en unos profesionales
últimamente los "macrohipermercados" contratan del espectáculo, intentan llevar los cuentos allá
payasos y animadores socio-culturales para promo­donde sea posible y recoger las versiones de la
ciones estupendas de productos extraordinarios ¿no Literatura oral tradicional. "Antes de que sea dema­
nos va a serir a nosotros para que un niño se intere­siado tarde y se pierdan para siempre, arrinconadas
sase por Caperucita. Manolito Gafotas o El Pequeño por las versiones de autor importadas de otros países
Vampiro. gratuitamente? Lo que no nos gustan son o aplastadas por la colonización cultural de factorías
esos maestros/as que ej ercen su magisterio con tal tipo Disney".
"petardeo". que se empeñan en que sus alumnos/as
hagan tal o cual fcha. tal o cual comentario semióti­Málaga
co de no sé qué obra medieval porque es una joya de
la Literatura. Ya lo dijo Jesucristo: "Dejad a los niños Alicia y Yeye son de Málaga: "Supongo que nues­
que lean en paz". ta historia se parece a la historia de casi todos/as los
En Coria del Río. también cercana a la capital narradores orales -nos explican-. Todo comenzó
sevillana. fnciona un grupo de cuentacuentos que contando cuentos entre gente conocida, hasta que
llevan por nombre "Anclas Potanclas". compuesto llegó el día en que alguien nos pidió que subiéramos
por el Capitán Magdaleno y sus grumetes, Davinia y a u escenario y los contáramos ... " Estas dos narra-
ECI y BBT - 8. 18 4

MONORIC DE ADAUI (�
Rocío: "Formamos un trío bastante completo, en el bre, hasta los cuentacuentos de hoy -nos dice-, ha
cual cada uno tiene unas cualidades basadas en el cambiado el contexto, la sensibilidad de la familia
y tantas otras cosas. Por eso se requiere una dedi­estudio del comportamiento de los oyentes, adqui­
riendo de esta fona fnciones distintas con un cación, una autoexigencia, un trabajo en equipo,
mismo fn". una teoria y una práctica teatral, acorde con esta
"Anclas Potanclas" suele contar cuatro tipos de sociedad y tiempos un tanto locos que nos ha toca­
cuentos: los cuentos en los que el cuentacuentos es el do vivir".
Manolo BordalIo ha creado, entre otros grupos, el contador y el protagonista de la actuación; los cuen­
tos en los que el cuentacuentos es el contador y Colectivo de Animación Teatral "Ombú", hacen
los oyentes son las herramientas que se utili­ cuentos en español y francés, cantan romances
zan; los que el contador y los oyentes son los tradicionales, canciones y juegos cooperati­
vos, cuentos literarios y tradicionales. protagonistas de la actuación; y por último,
aquellos en los que los oyentes son los conta­ "Ombú" ha descubierto que la única vari­
dores. "El cuentacuentos consigue borrar la ta mágica es la voluntad de seguir adelante.
imagen de la biblioteca aburrida que conocen "Teatro Circo La Plaza", en la capital sevi­
la mayoria de los lectores -afrman los com­ llana, es un colectivo que actualmente desa­
ponentes del grupo. También logra darle una rrollan, tanto por calles como por escenarios,
nueva personalidad a un centro que orece muchas un proyecto cultural llamado: "Abracadabra, sea la
posibilidades, entre ellas, la de disfrutar de la lectu- palabra". En él se incluyen: cuentos por teléfono de
Gianni Rodari, cuentos de payasos, cuentos de miedo r".
Manolo Bordallo, maestro, especialista en Len­ de Rodríguez Almodóvar, Cantacuentotis de Juan
Ramón al amor de la guitara, teatrocuentos de abuelos gua, viene trabajando desde hace veinte años en
montajes de calle y escenarios, utilizando títeres, y niñas traviesas, cuentos propios, cuentos cortos,
sombras, animación socio-cultural..., pero su voca­ cuentos y más cuentos ...
ción es la de cuentacuentos: "Desde las antiguas Eugenio Femández, uno de los cuatro componen­
abuelas contadoras de cuentos al amor de la lum- tes del "Teatro Circo La Plaza" considera que "la
PUBLICIDAD

MNORFICO DE ANDLUCI (1)
exprsión hablada como lenguaje al alcance de todos más saben del cuento en España. Rodríguez Almo­
y sin requerir una especialización culta, ha sido con­ dóvar, que también es un extraordinario cuentacuen­
sustancial a la historia del mundo: desde la fónula tos, considera que: "Lo mejor es que los naradors
mínima en el interior de la cueva ante el fuego, sólo se aprendan los cuentos de memoria, luego que
se ha requerido de u ofciante (actor) y un oyente hagan cada uno su propia versión, y lo deben contar
(público)". de viva voz".
Rodríguez Almodóvar piensa que, a la hor de Uno de los que suscribe, Pepepérez, nació en una
posada de Málaga que se mantenía como en el siglo contar, imita a los contadores de los que recibía his­
XVIII. Allí, durante toda su infancia, escuchó las torias por los pueblos: "El contacto con los cuen­
narraciones de los arrieros y de las personas "mulli­ tacuentos siempre te hace aprender algo; por ejem­
rías" que en ella se alojaban. Sus primeros escarceos plo, a mi me ha hecho aprender que una cosa es un
como cuentacuentos fueron con el grupo "Harapos" cuentacuentos y otra un actor que cuenta cuentos.
de Málaga, pero realmente aprendió el are de narrar Son dos cosas que no tienen nada que ver y yo creo
de Paco Abril, un gran cuentacuentos asturiano. que se está desarrollando en exceso el modelo del
Ya viviendo en Sevilla fue contratado por el Área actor que hace miniteatro, demasiado efectista,
de Cultura del Ayuntamiento de Sevilla, para llevar a dejando muy poco a la imaginación y eso no es
cabo diferentes Programas de Animación a la Lectu­ bueno porque asfxia la propia imaginación, porque
lo hace todo. El cuentacuentos es más sobrio, tiene ra por los Centros Escolares, dirigidos a todos los
niveles educativos. Un día coincidió con que tener riqueza interior, estar convenci­
una encantadora bibliotecaria de Dos Her­ do y motivado por la historia y, entonces,
manas, Mari Canen, y crearon "El Club a pocos gestos que haga
de los padres y madres Cuentacuen­ mueve mucho más al oyente a meter­
tos", donde una vez al mes se reúnen se en la historia que el autor que lo
más de cien personas, adultos y invade todo, hace todos los perso­
chicos, para escuchar cuentos najes, hace de vieja y de ry, s
narrados por él o por algún socio mueve, pega brincos ... ".
del Club. Desde que comenzó el Hasta el momento no se han
Club ha aumentado el número de llevado a cabo ningunas Joradas ni
préstamos de la biblioteca y cada vez Encuentros que hayan convocado a
sube más, y más, y más ... los cuentacuentos andaluces. Este, que
En la noche de San Juan se reúnen alre­ puede ser el primer artículo que intenta d
dedor del fuego, en los jardines de la biblioteca, una visión global -on todas las limitaciones y
varios contadores de la provincia y un gaitero, y les puntualizaciones que quieran hacérsele-, de los
cuentan historias a todos/as los que se quieren acer­ narradores de tradición oral que, en sus diferentes
car: cuentos de brujas, de dragones y demás seres vertientes trabajan en Andalucía, quiere serir tam­
fantásticos. Pepepérez también se dedica a dar cursos bién para que los cuentacuentos de las diferentes pro­
a maestros/as sobre el cuento, porque sueña con que vincias lleguen a conocerse. De hecho, con los con­
la tradición oral no se pierda y que se continúe, tanto tactos habidos para la elaboración de este artículo, ha
en la familia, como en la escuela, en la biblioteca o surgido la idea de organizar unas Joradas en tomo
en la plaza de un mercado; da igual el lugar si el fn al cuento que, probablemente, se celebrarían en la
es la comunicación. población sevillana de Dos Henanas, haciéndolo
coincidir con la nohe de San Juan, o después del
verano en Cádiz. En torno al cuento en Andalucía
Los cuentacuentos tienen un brillo especial
En tomo al cuento no sólo están los contadors, en los ojos que quieren transmitir a todos y
existen también escritores y recopiladores de narra­ todas los que les escuchan. De ese brillo se
ciones orales, como es el caso de Antonio Rodríguez impregnaron tras escuchar a la Bruja Cuen­
Almodóvar, tenido por uno de los especialistas que tacuentos. 1
... y cuando por fn la bruja dijo, bajando su mano "Y colorín colorado .. . I� todos
y todas aquelos que habíanle avistado fueron bajando lentamente hasta posar­
se en sus asientos. Pero al día siguiente, todos aquelos que alí estuvieron,
tenían un brilo especial en la mirada ".
EDIO Y BIBlTEC - 8. 19 5

Un pour Un
Permettre à tous d'accéder à la lecture
Pour chaque accès à la bibliothèque, YouScribe donne un accès à une personne dans le besoin