Extrema desilusion

De
Publié par

Hoy Rika cambio su perfil en su mundo cibernético, y en las opciones pidió eliminar todos los Email. Que en las ofertas de amor, proponen tiempo record y perfección.
Que si de veras quería activar esa función.
Pero que una vez que la activara No podría desactivarla.
Según su fecha de nacimiento, la hora, su estatura, su color de piel y pelo y hasta. El peso de su masa corporal. Su posición geográfica y sus posibilidades de movilidad.
Por ir al ginecólogo. Esta vez con dinero en efectivo, y del lado donde las protestas, por el bloqueo de los bancos, y las enormes multas se hacen, mas sentir.
Allí no existía el instinto, el desenfreno.
Mi código es ese, mostraba del dedo William 21133014.
Y quiero que en tu ley, cuan.


Publié le : mercredi 8 janvier 2014
Lecture(s) : 7
Tags :
Licence : Tous droits réservés
EAN13 : 9782332671165
Nombre de pages : 168
Voir plus Voir moins
Cette publication est uniquement disponible à l'achat

Couverture

Cover

Copyright

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cet ouvrage a été composé par Edilivre

175, boulevard Anatole France – 93200 Saint-Denis

Tél. : 01 41 62 14 40 – Fax : 01 41 62 14 50

Mail : client@edilivre.com

www.edilivre.com

 

Tous droits de reproduction, d’adaptation et de traduction,

intégrale ou partielle réservés pour tous pays.

 

ISBN numérique : 978-2-332-67114-1

 

© Edilivre, 2014

Introducción

Considerándose curada de una crónica depresión que pensó había comenzado en la niñez.

Rika se da cuentas, que era justo en ese momento que comenzaba a estar deprimida Que el resto del tiempo no fue mas que una victima; de su psiquiatra y que ahora era cuando estaba frente a la mas grande incertidumbre.

¿Como enderezar su barco en ese mar de arenas? que fue como pudo describir su futuro.

Relato

Era el principio del verano 2121 con las nuevas tecnologías, que no le permiten al hombre pensar sobrio para Rika era mucho mas complicado, pues se negaba a reaccionar según los cálculos.

No quería comer, amar ni vivir según los cálculos matemáticos de la vida moderna, y por tanto esta es la vida que le toco vivir. Pese a que ella cree pudo ser feliz si hubiera nacido un siglo pasado y quien sabes, si no hubiera sido mejor nacer a finales de los mil novecientos, como decía ella su vida hubiera sido mejor.

Esta vida que vive no le gusta aunque dispone de tiempo libre, no es el tiempo que ella quiere.

Es el tiempo que las maquinas diseñan bueno para su larga vida.

¿Quien dijo que Rika esta interesada por una larga vida? Ella lo que quiere es vivir y disfrutar

Pero aquella vida de maquinas donde los hombres son los mejores imitadores ya hasta el tono de la voz se ha vuelto sintético. Todos buscan ganar el tiempo record en todo lo que ejecutan.

¡Si ejecutan pues se toman por maquinas! ¡Hasta para el sexo!

¿Quien dice que tiempo record y perfección procuran placer?

Y por tanto en todas las solicitudes que recibe Rika para enamorarse esas son las primeras palabras.

Hoy cambio su perfil en su mundo cibernético y en las opciones pidió eliminar todos los Email que en las ofertas de amor proponen tiempo record y perfección.

El computador central le pregunto que si de veras quería activar esa función.

Que tenía veinticuatro horas para anularla pero que una vez que la activara no podría desactivarla.

Había una advertencia, porque al desactivar esa otros campos se activarían y el computador central no era responsable.

Rika estaba tan enojada de ver como desfilaban esas fotos de hombres que la tecnología había escogido para ella.

Según su fecha de nacimiento, la hora su estatura su color de piel y pelo y hasta el peso de su masa corporal. Su posición geográfica y sus posibilidades de movilidad mas de ocho ciento mensajes por día.

Entre solicitudes y publicidades de minis robots.

Que te dicen que linda estas hoy. Que te recuerdan que en tal sección del supermercado encontraras el pinta labios que mejor le queda a la blusa que quieres ponerte hoy.

Eran la tres y cuarenta de la tarde…

De tanto leer tenia la garganta seca

Se dirigió a la cocina al tocar el botón del refrigerador para que le sirviera un vaso de agua, este le sugirió esperar un cuarto de hora pues seria tiempo de la merienda.

Enojada se regreso a su oficina, apoyo sobre el botón que desactivaría la función tiempo record perfección y amor.

Su apartamento por un momento quedo sumido, en un silencio total al mismo tiempo, que lo envolvía en la oscuridad.

Rika pensó que había perdido la vista al mismo tiempo de quedar sorda.

Veinte segundos pasaron en los que Rika pensó una eternidad.

Lo primero en recuperar la luz fue la grande pantalla del computador y una señal de advertencia que le recordaba que tenia veinte cuatro horas para anular.

Y dos botones otra que le decía de confirmar la desactivación del sistema.

Rika sabia que tenia que hacer algo.

Asi que se puso en movimiento en la penumbra.

Y antes de pensarlo se llevo por delante el robot aspirador. Que había quedado paralizado en el medio de su trayectoria; asi que al caerse toco la pantalla con su pelo confirmando que su elección era definitiva.

Inmediata mente su apartamento paso en modo manual.

Todos los mensajes fueron suprimidos y su computador seguirá siendo su computador;

Era per formante pero sus funciones eran manuales. Ya no obedecía a la voz todos los comandos eran manuales.

Su robot podía funcionar pero manual mente.

Rika dejo pasar la hora de su merienda.

Ahora tenia la garganta mas seca y pidió su merienda al refrigerador, el cual no reacciono la luz verde siguió intacta.

Rika se vio obligada a tocarlo con sus manos abrió y tomo del interior lo que bien le pareció. Esa era la sola buena noticia ya ella podía sacar con sus manos del refrigerador lo que quisiera.

A la hora de la cena en su cocina no vio ningún movimiento como era costumbre a esa hora; asi que Rika comenzó a preocuparse ya que nunca había cocinado asi que fue a su computador para ver que le proponía para la cena.

Ella quería pescado asi que tomo online un curso rápido de cocina.

Termino haciendo un pescado al vapor con una salsa que encontró en su refrigerador.

Al día siguiente.

Rika se levanto tarde pues ninguna alarma le dijo lo que tenia que hacer.

Cuando se despertó ya eran la nueve menos quince de la mañana.

No podía creerlo asearse fue terrible, pues todo funcionaba manual mente.

Antes estaba lista en diez minutos este día le tomo cuarenta minutos, se vistió como pudo y no selecciono los colores, según el día ni la fecha como lo hacen las maquinas.

En el trabajo entro tarde a su oficina y era evidente su programa de trabajos, no coincidía con los demás. Se vio obligada a trabajar sin pausa para recuperar el tiempo perdido ya que nada de hoy puede esperar a mañana.

Salió tarde del trabajo ya el parqueo estaba cerrado.

Tuvo que esperar un autobús colectivo para esto espero treinta y dos minutos. Ya que los autobuses pasan media hora después de cerrar las oficinas, para evitar el congestionamiento del transito.

Al llegar a su apartamento; Rika que tomo el ascensor tuvo que identificarse en la pantalla del edificio y memorizar su piso. Ya que el ascensor lo había ignorado pues todo esta liado por las computadoras.

Asi que ahora es la única que vive esa aventura.

Ha tenido que arreglar todos sus hábitos y comprendido, escribir en una agenda las cosas más importantes.

Ya se le hace complicado conectar su computador a los sistemas públicos como lo hacen todos.

Rika ahora duerme menos, duerme mal, y tiene miedo de no despertarse a la hora, es evidente que su sistema ha cambiado.

¿Pero no era esto lo que ella quería?

Un cambio ahora solo le queda encontrar el punto correcto de este cambio.

Ya han pasado cuatro meses y ella esta bien acostumbrada al sistema.

Ya tiene comunicación con algunos amigos ya no recibe tantas invitaciones como antes.

Pero encontró un amigo, vía las comunicaciones estelares como es llamada en ese tiempo pues desde aquella primavera del año 2017. Que el firmamento quedo desnudo de nubes que la comunicación no vale nada, que es una necesidad es evidente que el pasado cibernético de mas de cien años pasados fue bien estropeado y maquillado para que el hombre de esta fecha actual no guarde ninguna información.

Aquella época quedo borrada marcada como el fin del mundo.

Alguien por fin en el 2017 apretó el botón que cambio la tierra.

En la época actual nadie se preocupa del pasado, todos saben donde esta Dios.

Aunque nadie se aventura a hacer el viaje.

Ni siquiera virtual el camino les parece largo y penoso.

Ya quedo reconocido que el verdadero Dios habita dentro de nosotros.

El único misterio que aun conserva el universo es el Sol al cual llaman el Dios de cada día y sigue siendo un misterio ya que en las noches nadie sabe donde duerme el sol. Ese es el Dios que se venera sin catedrales ni temor.

Ya se sabe por la tecnología, que los muertos están con nosotros tan visibles o invisibles como lo decidamos nosotros, la mayor parte opto por lo invisible ¿para que queremos ver los que fueron nuestros seres queridos si ellos no se preocupan mas de lo que fueron, si no de lo que serán?

La tecnología en poco más de cien años avanzo más de lo que el hombre se proponía.

Se frenaron los desperdicios.

Un teléfono, una computadora irrompible y con una memoria infinita.

La única que no ha cambiado es la naturaleza.

Que por más que el hombre quiera siempre termina vencido.

Los homo sexuales, ya no tienen esa tendencia y su lado hermafrodita lo han explotado con sus parejas de sexo opuesto. La gente se reproduce de una manera sana y consiente.

La salud física es de una alta precisión.

La medicina es mas controlada por robots ultra sofisticados.

Las infecciones han sido erradicadas. Gracias a una sana alimentación.

A propósito es fin de semana y Rika hoy conocerá personal mente a su amigo de las comunicaciones estelares. Ella lo ha invitado a cenar pero, esta preocupada el no sabe que ella tiene todo manual en su casa, de hecho nadie lo sabe ese es su secreto.

Si ella lo ha invitado, ya que simplemente lo considera el único que habla como ella y que según el sueña de liberarse de las maquinas.

Rika esta emocionada por dos razones, la primera, que si es cierto lo que su amigo dice su casa le agradara; pues en su casa funciona la maquina que ella activa y ella sabe cuando hacerlo.

La segunda razón, es que si esta diciendo mentiras tomándose por un vaquero de la tecnología va a salir corriendo.

Se tienen que hacer las cosas y pensarlas también.

Rika ya sabe que Chepe come de todo, aunque le dijo que prefiere los productos del mar.

Y ha preparado un rico menú:

Camarones pequeños, ya que los grandes son como la langosta, y los medianos como el Omar y los pequeños como los camarones grandes. del año dos mil asi que ella esta decidida a mostrar que las maquinas en su hábitat no tendrán la última palabra.

Su menú inventado de A à Z.

Camarones pequeño salteado en mantequilla y ajo con una salsa de jengibre.

Ensalada verde y pepino con papas al vapor.

La entrada será ostras a la crema de perejil.

El postre una manzana rellena de guineo y crema.

Tomaran vino blanco burbujeante, o normal eso dependerá de su invitado.

Rika esta muy concentrada y casi termina de poner la mesa. Mira el reloj y ya sabe que en diez minutos su desconocido amigo llegara, ella esta pensando como hacer para que esta experiencia no sea para el un choque.

Ella estaba segura que Chepe llegaría sin problemas hasta la puerta pero que la puerta no se abrirá automáticamente. Asi que decidió observar por la cámara del frente para estar frente a la puerta y abrir antes, al poner el ojo casi se desmaya el estaba justo al frente.

Era un joven de fuertes brazos, de piel clara pelo negro y ojos azules.

Rika abrió la puerta frente a ese ejemplo de la belleza varonil; y pensó para ella que hubiera preferido que todo funcionara como antes, para no perder su invitado de vista ni un solo instante.

Hola soy Rika ¿Como estas?

¡Bien gracias! Soy Chepe ¿Pienso que me esperabas?

Si efectivamente.

Chepe miro de un ojo rápido, el lujoso apartamento pero faltaba algo la grande pantalla no estaba encendida como en todos los lugares que el ha visto de toda su vida. Las cámaras estaban todas en su mismo lugar pero no en función.

El computador cerebro de la casa solo tenia una luz verde intermitente, el corazón de Chepe se acelero un poco pues estaba en un lugar que no había imaginado pero como hombre no dijo ni pregunto nada.

Rika de lo mas natural le ofreció asiento, Chepe esperaba el robot que vendría a deshacerlo de su chaqueta, como se hace en todos los lugares.

Rika solo le dijo – puedes poner tu chaqueta allí por favor; mostrándole con el dedo.

El se dirigió sonriente.

¿Que quieres tomar? pregunto Rika

Lo apropiado de la hora – respondio Chepe

En el tiempo real la computadora ofrece un te, antes de la cena para agilizar la digestión.

No – aquí tu puedes tomar lo que desees dijo Rika.

Chepe no lo podía creer, se puso de pies pensó que era una broma.

Si hablo en serio ¿Quieres tomar vino blanco espumante? pregunto Rika

¿Cual ese que se ofrece en bodas y otros como fiesta del fin de año? pregunto chepe

¡Si ese mismo!

¿Y como puedes tu violar las reglas? pregunto Chepe

Es una historia que te contare dentro de un momento; ahora voy por la bebida.

¿Quieres que te ayudes en algo? Pregunto muy animado Chepe ya emocionado.

No – por ahora no, dentro de un momento es posible que necesite tu ayuda.

Tomaron su aperitivo mientras Rika le decía con mucho cuidado como llego al extremo de que las cosas llegaran tan lejos.

Quedando huérfana del control de la computadora, ya esto comenzaba a darle una idea a Chepe que había perdido su trabajo como piloto en los transbordadores de conexión geográfica como son llamados los aviones en esta época.

El aperitivo llegaba al fin.

Para chepe esto era algo nuevo, miraba de todos lados y solo una melodía salía de los rincones algo tranquilo. Como el canto de pájaros pero no ese canto sintético, que traduce el trinar esto era la esencia pura.

Esa música no la había oído nunca – dijo chepe

lo se, porque la capte en circuito sin filtros estelares – termino mientras ponía sobre la mesa la entrada ella sabia que su plato era exquisito; pero no conocía la opinión de Chepe que como todos los habitantes solo comía los platos sintéticos, preparados por maquinas. Ya en la mesa

Hummm tu plato se ve exquisito – dijo chepe.

Espero te guste, lo he planeado y hecho sola.

Toda la cena la paso Rika bajo los elogios de Chepe.

Era cierto que para el una mujer, que pudiera hablar de otra cosa que de maquina y tecnología era un sueño.

Al fin de la cena Chepe ayudo a organizar la cocina.

Esto emociono mucho a Rika que le gustaba estar sola; pero a quien la presencia de Chepe no la incomodaba, era alguien de temperamento tranquilo, de voz agradable y poco curioso. Todo esto para Rika lo hacia un amante potencial, este hombre tenia mas de hombre que de maquina, eso pensaba Rika mientras se decía, no quiero que Chepe se vaya pero es nuestro primer cara a cara y no quisiera estropear esta ocasión.

¿Quieres tomar un café? O ¿un licor? pregunto Rika

Lo que tu quieras tomo – respondio, melancólico Chepe.

El café y el licor – dijo Rika pues no quería verlo partir y otra vez encontrarse sola.

Al terminar era lógico que Chepe que tampoco quería regresar a la casa de sus padres, donde todavía Tiene su habitación. Pues con su trabajo lo que menos necesitaba era una casa.

Estoy un poco ebrio – dijo Chepe ¿Viniste en los colectivos? que es asi como se les llama los autobuses en esta época.

No, vine en mi propio transporte y esta en tu zona de parqueo.

¡Ho! Sol bendito que es el Dios de la ley universal.

Ahora recuerdo que no he programado el parqueo y debe estar bloqueado.

¿Y porque? pregunto Chepe.

Si – es que nunca he salido de noche, lo utilizo con el desbloqueo automático pero a esta hora debería validar con mi clave.

¿Que puedo hacer? pregunto Chepe.

Voy a ver que puedo hacer para dejarte escapar dijo – Rika

Molestare, a un vecino para usar su clave.

No – a esta hora todos duermen, saldré y tomare un colectivo, y la semana próxima vendré por mi transporte.

Espera voy a mirar a que hora pasa un colectivo – dijo Chepe Sacando de su bolsillo su micro computador personal. Ha dentro de diez y nueve minutos pasa uno.

Espera aquí ya que solo tienes que bajar Propuso – Rika

Te puedes tomar algo mas, decía mientras se dirigía al bar a buscar algo. Al volverse atrás tropezó cara a cara con Chepe que estaba detrás, y su respiración entro en su pelo provocándole un escalofrió que la obligo a pasar su mano sobre su cara.

Lo miro y se mordió los labios.

¡Ho! Perdón No quise asustarte decía – Chepe

No pero no me as asustado.

¿Tienes frio? le pregunto Chepe tocándole los hombros.

No – dijo Rika cerrando los ojos como quien espera un beso.

Chepe no tardo en depositar, un beso mariposa sobre sus labios. Que ávidos de besos atraparon a Chepe quien, como un clavo no pudo defenderse del imán. Se besaban y jugaban a besarse los dos sabían que el colectivo se iría pero nadie decía nada cuando entre dicho pararon el juego ya hacia once minutos que el colectivo de había ido.

Llama a tu madre, y, dile que tu no regresa esta noche dijo – decidida Rika.

Chepe se comunico con su madre, no le dijo exactamente con quien estaba, ni que hacia para evitar que su mama mirara si ella era buena para el si tendría hijos y como serian si los dos nombres corresponden al amor la unión y la armonía.

Asi que los dos ansiosos, de mas se dirigieron al cuarto de baño donde cada uno se ocupo del otro como lo hubiera hecho la maquina, pero esto era mas emocionante mas caliente mas humano.

Chepe no podía creer tanta libertad tanta complicidad no era normal.

La noche fue excelente y natural.

A la mañana siguiente chepe partiría y Rika quedaría en su apartamento, quizás esperando la oportunidad, de volver a ver a Chepe pero como y cuando eso dependía de el.

Chepe no le pregunto a Rika que hacia como trabajo y Rika tampoco le pregunto a el los dos pensaron buscar mas tarde en los archivos de la humanidad todos los datos personales.

Rika tenía todo el fin de semana para saber todo sobre la vida de Chepe.

Rika tomaba su café frente a la grande pantalla, del cerebro central de su lujoso apartamento que se había vuelto frio natural silencioso típico del apartamento de soltero solo y deprimido aunque todo estaba en orden también la soledad había tomado plaza al quedar dormidos todos esos aparatos que hacían parecer que mas gentes la acompañaban.

Rika poso su mano para activar el computador este inmediatamente se puso en marcha.

Leía el periódico local se anunciaba que dentro de una semana se paralizarían muchas funciones, hasta organizar de nuevo el archivo mundial, que las cuberturas sociales llegarían a todos y mas avanzadas que nuevos, proyectos de seguridad se pondrían en marcha, que todos los habitantes adquirirán los materiales necesarios para ver sus seres queridos desaparecidos. Si asi lo desean, que cada persona recibirá un paquete con lo necesario para ver en la oscuridad la mas absoluta y para traducir todas las lenguas habladas y comprendido el canto de los pájaros esto para Rika era una buena noticia pensó.

Pero al mismo tiempo un pánico, entro en su mente.

Y se dijo – Es hora de ver si yo estoy todavía en el sistema del archivo mundial.

Pero antes veré quien es Chepe y que hace como función.

Abre su ciber agenda y lanza la búsqueda de Chepe.

Una larga lista de advertencia se posa ante los ojos de Rika..

Asi comenzó a leer

Intrusos, sin identidad no son admitidos en la búsqueda, de nuestros miembros protegidos, en el archivo de la nación

¿Qué tipo de androide es usted?

¿Cuál es su número de serie?

¿Año de fabricación?

¿Contra señas?

Ella sin comprender entraba sus datos personales, en lo que consideraba la ayudaría en el sistema en la pregunta uno respondio mujer, en la pregunta dos respondio por su numero de identidad, por la pregunta tres respondio por su fecha de nacimiento Al llegar a la pregunta cuatro, reacciono y dijo en su mente no si hago esto...

Soyez le premier à déposer un commentaire !

17/1000 caractères maximum.

Diffusez cette publication

Vous aimerez aussi

Les 12 portes du Kaama

de editions-edilivre

Le Prix des choses

de editions-edilivre

Le Chant de Marie

de editions-edilivre

suivant