Cette publication ne fait pas partie de la bibliothèque YouScribe
Elle est disponible uniquement à l'achat (la librairie de YouScribe)
Achetez pour : 8,80 € Lire un extrait

Téléchargement

Format(s) : PDF

avec DRM

Partagez cette publication

Vous aimerez aussi

1
Artesanía prehispánica
La manera de conocer el pasado
mesoamericano a través de su arteDOCUMENTOS EN BARRO
Artesanía prehispánica
1
1 Cualidades de la cerámica 4 5 Ejemplos de vasijas 20
1.1 Composición de la arcilla 4 5.1 Urna polícroma 21
1.2 Apariencia del barro 4 5.2 Cajete del periodo cultural Clásico 21
1.3 Fragilidad 5 5.3 Vasija Posclásica de estilo Quauhtochco 22
1.4 Imperecedera 5 5.4 Figura que representa a una mujer 23
5.5 Cerámica matada 24
2 Primeros pasos en el estudio de la cerámica
arqueológica 6 Epílogo 26
2.1 Identifcación del estilo 6 Glosario 27
2.2 La ubicación cronológica 8
2.3 Termoluminiscencia 10 Bibliografía 30
2.4 Entrevista 11
Selección de Piezas 31
3 La decoración 12
Créditos 67
3.1 Decoración Incisa 13
3.2 Decoración polícroma 13
3.3 Decoración calada y punzonada 13
3.4 Decoración modelada o de pastillaje 14
4 Etnoarqueología 15
4.1 Moldeado 16
4.2 Modelado 17
4.3 Enrollado 17
4.4 Un ejemplo etnográfco 18
Fundación Cultural Armella Spitalier
www.fundacionarmella.org
contacto@fundacionarmella.org
ventas@fundacionarmella.orgIntroducción
Elogio de la cerámica arqueológica.
Desde el más modesto cacharro sin decoración,
hasta la espectacular vasija con impresionantes
diseños, la cerámica arqueológica, es testimonio de
sociedades desaparecidas.
¿Qué podemos aprender de la cerámica
mesoamericana?
Un primer aspecto es tener presente que estos
objetos expresan el pensamiento mágico, las
concepciones religiosas y la sensibilidad artística de
los pueblos mesoamericanos. Tales testimonios
representan un enorme potencial para todo aquél
que deseé adentrarse en el conocimiento
atrapado en la estructura del barro ¿Cómo extraer ese
conocimiento, qué debemos preguntarle a la
cerámica, qué historias están dispuestas a contar los
testimonios en barro?
31 Cualidades de la cerámica
Artesanía Prehispánica
1.1 Composición de la arcilla
La arcilla es una sustancia de grano fno cuyos
principales componentes son sílica, alúmina y
agua; algunas veces contiene cierta cantidad de
hierro, álcalis y tierras alcalinas. El barro también
puede contener caolín utilizado en la fabricación de
porcelana.
Según la descripción que dan los mineralogistas, el
barro es un silicato alumínico, en el que las
partículas son tan pequeñas que se acercan a las
dimensiones coloidales, es decir, al tamaño de algunas
moléculas grandes.
Amasando la arcilla.
1.2 Apariencia del barro
Después de su exposición al fuego el barro
obtiene un determinado color que se convierte
en rasgo diagnóstico, esta información es útil
para determinar el origen y adscripción
geográfca- cultural de las vasijas. Tres ejemplos típi -
cos son: el barro gris, el barro de la cerámica
Anaranjado Delgado y el barro de la cerámica
Blanco Granular.
Cajete de barro gris.
Plato de cerámica Anaranjado Delgado.
Botellón de cerámica Blanco Granular.
41.3 Fragilidad
La cerámica es frágil debido a la propia
naturaleza del material que la conforma y solo bajo ciertas
condiciones especiales algunas vasijas han
permanecido intactas. La gran mayoría fueron
fracturadas por el uso o incluso intencionalmente y los
fragmentos o tepalcates se han encontrado por
miles mezclados durante las excavaciones.
1.4 Imperecedera
Es imperecedera porque el material con el que ha
sido elaborada no sufre cambios, deformaciones
ni se altera demasiado. Se conserva casi intacto y
prácticamente en iguales condiciones que cuando
fue fabricado. Gracias a su calidad y dureza, la
cerámica puede permanecer enterrada durante siglos
sin perder sus cualidades.
5Asociación contextual.
El arreglo intencional o azaroso de los objetos
localizados durante la excavación arqueológica, su
disposición en el último escenario en que
participaron y la distribución espacial es lo que se
denomina contexto arqueológico, que debe ser registrado
mediante dibujo y fotografía.
Excavación y recuperación del material arqueológico. (1)
2 Primeros pasos en el estudio de la
cerámica arqueológica
Artesanía Prehispánica
El conocimiento de la cerámica arqueológica es un
proceso en constante retroalimentación, las piezas
a pesar de corresponder a estilos plena o
parcialmente establecidos son manufacturas individuales,
ejemplares únicos, que ofrecen la oportunidad de
ratifcar los conocimientos previos y la posibilidad
de ampliarlos o modifcarlos.
2.1 Identifcación del estilo
Las características de una vasija, su forma,
elementos decorativos, tipo de barro utilizado,
permiten reconocer su estilo. Dibujar, fotografar y
publicar una pieza es una forma de clasifcar el
estilo. Cuando los datos no son sufcientes para
reconocerlo, el investigador debe recurrir a los
reportes de excavación y publicaciones que
incluyan ejemplares con procedencia
pertenecientes al estilo estudiado. Aunque existen cerámicas
6claramente asociadas a una región o plenamente
identifcadas con una zona, cultura o pueblo, otros
muchos ejemplares todavía no han sido
plenamente identifcados.
Como ejemplo se muestra esta vasija
correspondiente a la cerámica de Tres Zapotes. En ella es
característico el acabado rugoso de la base. Los
soportes planos prefguran a los que posteriormen -
te serán utilizados en los clásicos vasos mayas y
teotihuacanos; sin embargo, la decoración todavía
se realiza en formas geométricas que fueron
típicas del Horizonte Preclásico.
Cerámica Tres Zapotes.
Ejemplos de decoración geométrica en cerámica.
72.2 La ubicación cronológica
Forma y decoración son el primer impacto visual
que el espectador tiene ante la pieza arqueológica.
Características particulares como el volumen,
tamaño, aditamentos, soportes y elementos
decorativos son un auxiliar para establecer
cronología. Un gran apoyo es la comparación de
piezas similares localizadas en contextos que han
sido fechados por otros medios; sin embargo,
esta forma de asignar cronología a las piezas
arqueológicas solamente es una aproximación.
Estudios especializados como la
termoluminiscencia permiten obtener mayor certeza respecto
a la antigüedad de una vasija.
Tres ejemplos característicos de ubicación
cronológica del Altiplano Central:
Durante el Preclásico o Formativo los botellones
de la fase Manantial (1000 a 800 a. C.) son
peculiares porque conjugan un cuerpo de gran
capacidad con un cuello cilíndrico sumamente
estrecho.
Botellón característico de la fase Manantial.
8En el Clásico (200 a 900 d. C.) se generaliza la jarra
teotihuacana de fondo plano, con o sin soportes,
poseedora de un elevado cuello cuyas paredes se
amplían tanto o más que el diámetro del cuerpo.
Las jarras con asa y prolongada vertedera son
una forma peculiar del Posclásico (900 a 1521 d.
C.). En este caso observamos una jarra decorada
en color negro sobre fondo guinda y que además Ejemplo de cerámica procedente del Altiplano Central
se encuentra matada. Esto es, que se realizó (cajete).
un orifcio en cierto punto del objeto con el fn de
dejarlo inservible. Es típico de cerámica procedente
de ofrendas.
Ubicación geográfca tres zapotes.
Jarra con asa y vertedera prolongada. Tres Zapotes
Antiguo centro ceremonial perteneciente a la
cultura olmeca, enclavado en el estado de Veracruz,
en las inmediaciones de Acayucan. Desde 1940
fue explorado por William Sterling. Los hallazgos
de cerámica, fguras y esculturas o relieves, con
el motivo del ‘Dios cara de niño’ y con el felino
relacionado con éste, permiten vincularla con
Tlatilco, que se estima fue un primitivo asentamiento
de habitantes de la cultura Olmeca. Hay en sus
cercanías cabezas colosales, como en La Venta
y el Trapiche. Por una de las estelas encontradas
se estima una datación del año 31 a. C., fecha que
es incluso posterior al tercer periodo en la
historia Olmeca, en el que tuvo lugar el declive de la
civilización, cuando se construyeron los primeros
centros ceremoniales de México, como La Venta y
el propio de Tres Zapotes.
Cabeza colosal #1 de San Lorenzo. (Museo de Xalapa).
92.3 Termoluminiscencia
La técnica empleada mide la cantidad de luz que
se encuentra atrapada en la estructura atómica
del barro. Los materiales con los que se fabrica
la cerámica, como muchos de los minerales
naturales, tienen la propiedad de conservar energía
atrapando electrones como defectos atómicos o
lugares de impureza.
Micrografía electrónica de un material cerámico híbrido
Esta energía guardada puede liberarse calentando el mostrando poros de 10 nanómetros.
material, con lo que éste emitirá luz visible; este
fenómeno es conocido como termoluminiscencia. La
medición nos lleva a saber cuanto tiempo hace
aproximadamente que la pieza fue expuesta al fuego.
Diagrama mostrando la arquitectura
de la fase fexible de la cerámica.
Amplifcador
Tubo
fotomultiplicador
(sensible a las emisiones
de luz).
Resultados
Calentador
102.4 Entrevista
Mi nombre es Ángel Ramírez Luna, soy Maestro
en Ciencias y nos encontramos en el laboratorio de
fechamiento geológico y arqueológico por
termoluminicencia del Instituto de Geofísica de la UNAM.
En este laboratorio como ya lo comenté nos
dedicamos a fechar muestras de origen geológico
y muestras de origen arqueológico por medio del
fenómeno de termoluminiscencia, este fenómeno
tiene que ver con la interacción de las radiaciones
ionizantes de origen natural sobre nuestra muestra,
estas radiaciones provienen de los radioisótopos
naturales tales como El Uranio, el Torio y el Potasio
que se encuentran presentes en la naturaleza.
Aprovechamos la existencia de estos radioisótopos
como una fuente constante de radiación. Lo que
vamos a determinar para nuestro fechamiento es
básicamente la dosis de radiación que nuestra
muestra ha recibido a través del paso del tiempo.
Y el método básicamente funciona como un método PIedras con uranio, torio y potasio en forma de lingote
de daños por radiación. Como ustedes seguramen- metálico.
te saben, todo, las rocas, el suelo contienen
elementos radioactivos, el Uranio, el Torio, el Potasio,
que son actividades muy muy bajas, pero todas las
rocas, las paredes de aquí, tienen estos elementos
y como son radioactivos causan daños por
radiación en cualquier material como la cerámica, como
también en rocas como basaltos.
Estos daños por radiación básicamente son
agujeros en la red cristalina de la cerámica o de la
roca en donde se quedan atrapados electrones. El
método termoluminiscencia por eso viene el nombre
Termo consiste básicamente en un calentamiento
de la muestra de interés de cerámica o muestra
geológica; se calienta la muestra hasta 500 grados
y en este proceso se liberan esos electrones que
se quedaron en las trampas y están liberando su
energía, y lo liberan con una emisión de luz. Es un
proceso irreversible, una vez emitida ya no hay otra
emisión de luz.
Radiaciones.
113 La decoración
Artesanía Prehispánica
Una de las razones que convierte a la vasija arqueológica en un objeto sumamente atractivo sin lugar a
dudas es la decoración. La decoración es una importante fuente de información y asociada a la forma
determina la época.
No obstante, en la cosmovisión de los pueblos mesoamericanos, la decoración no fue precisamente un
elemento que el alfarero agregara exclusivamente para embellecer el recipiente. Es un conjunto de
elementos iconográfcos con profundo signifcado.
De cualquier forma, para su estudio se considera que la decoración es la serie de modifcaciones o ele -
mentos agregados a la superfcie de la vasija. Aquí se muestran cuatro ejemplos de técnicas decorativas
que fueron ampliamente practicadas por los alfareros mesoamericanos.
123.1 Decoración incisa
La decoración incisa consiste en trazar con
un instrumento aflado sobre la superfcie aún
en estado plástico, desde sencillos elementos
geométricos hasta la representación de
complejas escenografías.
3.2 Decoración polícroma
La policromía se obtiene cuando el alfarero emplea
más de dos colores para pintar sobre la superfcie
de la vasija. Entre los colores empleados
predominaron el rojo, café, amarillo, negro, blanco, como
colores principales. En Mesoamérica la policromía
fue desarrollada desde el horizonte preclásico, pero
la técnica de aplicar los colores antes de
someterla a una segunda cocción solamente se desarrolló
hasta el horizonte Posclásico.
3.3 Decoración calada y punzonada
Cuando las paredes de una vasija son por
completo atravesadas para formar un elemento,
generalmente geométrico, se habla de decoración calada.
El punzonado se obtiene mediante la presión
repetida de pequeños puntos en una zona determinada
de la vasija.
133.4 Decoración modelada o de pastillaje
La técnica consiste en aplicar pequeños rollitos o
pastillas de barro a la superfcie de la vasija, con lo
cual se puede formar, como en el presente caso, la
efgie del dios Tláloc.
Efgie del dios Tláloc.
Tláloc
Tláloc, en la mitología azteca, el dios de la
lluvia, el señor del rayo, del trueno, del
relámpago y el que hace fuir los manantiales de las
montañas; es semejante a Chaac en la
mitología maya.
En una cultura campesina y agrícola, como la
mesoamericana, este dios es fundamental.
Representación de Tláloc en mural. Los elementos de
fertilidad y abundancia se ven claros en su atavío.
14Tláloc, temido por su cólera (truenos y rayos),
causa la muerte por medio del rayo o del
ahogamiento, aunque también es venerado por su
generosidad (lluvia). Se le representa como un hombre
con ojos grandes y redondos, de cuya boca a veces
salen serpientes.
Vive en el Tlalocan, lugar situado en las cimas de
las montañas, junto a otros dioses menores
(tlaloques), que son los encargados de repartir la lluvia,
y acompañado por los espíritus de los humanos a
los que ha producido la muerte, que moran
eternamente en este paraíso, donde abundan las frutas y
las verduras. Figura de Tláloc en Códice.
4 Etnoarqueología
Artesanía Prehispánica
Otro de los recursos que el investigador emplea manufactura de piezas arqueológicas. Estudiar
para el estudio de la cerámica arqueológica es una pieza arqueológica en busca de los
procediindagar en los procedimientos tradicionales que mientos de elaboración es otra forma de utilizarla
actualmente persisten para su elaboración. En como fuente de información. Algunas de las
téccada una de las partes que integran el proceso nicas conocidas son:
se podrán encontrar elementos para explicar la
Ilustración: Emmanuel Hernández López.
154.1 Moldeado
La técnica de elaborar piezas completas o partes
de ellas mediante el empleo de un molde fue
desarrollada durante el Horizonte Clásico. La arcilla en
estado plástico fue aplicada a moldes para elaborar
vasijas completas, secciones de vasijas y fguras.
Ejemplo de técnica de moldeado.
164.2 Modelado
El modelado de una vasija inicia con una esfera de
barro que poco a poco es ahuecada hasta obtener
el espesor y forma deseados. Esta técnica
aparentemente simple llegó a altos niveles de sofsticación
entre los alfareros mesoamericanos, quienes
realizaron verdaderas obras maestras en el modelado
de piezas que destacan por lo extremadamente
delgado y homogéneo de las paredes.
Ejemplos de piezas manufacturadas por modelado.
4.3 Enrollado
La técnica consiste en el uso de un largo tramo
cilíndrico de barro. El barro se comprime entre
las manos y en forma de espiral se va haciendo
la vasija.
17Ejemplos de la técnica enrollado.
4.4 Un ejemplo etnográfco
Un alfarero de Santa María Atzompa, nos muestra La arcilla seleccionada es mezclada con agua y
la primera parte del procedimiento para la elabora- batida con los pies. Posteriormente, la mezcla es
ción de una cazuela vidriada de barro. dejada en reposo para que pierda gran cantidad
de agua.
18Tercera etapa de amasado con las manos y con los pies.
La masa es colocada en el molde y el grosor de las paredes emparejado con una piedra.
El molde y la pieza son colocados sobre un torno, el sobrante es cortado; la pieza gira y las paredes son
compactadas. Cabe mencionar que en las culturas mesoamericanas no se utilizaba el torno.
La pieza es secada a la sombra.
195 Ejemplos de vasijas
Artesanía Prehispánica
Para la historia del arte, la iconografía estudia
los elementos simbólicos contenidos en las artes
visuales. El signifcado de una obra se expresa a
menudo por objetos o fguras que el artista
incorpora. El propósito de la iconografía es identifcar,
clasifcar y explicar dichos elementos así como el
signifcado que adquieren en conjunto. A continua -
ción se presentan algunos ejemplos:
205.1 Urna polícroma
La decoración polícroma de esta urna posclásica banda está formada por xicalcolliuqui o grecas
esse compone de tres bandas y es similar a las urnas calonadas que invertidas forman un
conglomerade estilo mixteco y a las que han sido localizadas do perfectamente integrado. La última banda está
en la región de la Mixtequilla. La primera lleva mo- dividida en recuadros en la que se observan de
tivos geométricos que representan rayos de sol manera alterna un pedernal y dos numerales sobre
que alternan con espinas de maguey. La segunda una piel de jaguar.
5.2 Cajete del periodo cultural Clásico
En la pared exterior de la vasija se observa una
escena en la que varios sacerdotes sentados con
las piernas fexionadas sostienen frente a si una
vasija cuyo contenido ofrendan para alguno de
sus dioses.
215.3 Vasija Posclásica de estilo Quauhtochco
El relieve del fondo indica que en su elaboración
se empleó un molde de forma equivalente a la
vasija pero que contenía en la sección de la base
el diseño en negativo. Periodo Posclásico, 900 a
1521 d. C.
Cajete polícromo de estilo Quauhtochco.
Nombre de una zona
arqueológica
perteneciente al Municipio
de Carrillo Puerto,
ubicada dentro de la
faja semiárida central
veracruzana.
La palabra es de origen
náhuatl y signifca “lugar
de árboles y conejos”.
Región de Quauhtochco, Según Barlow (1949)
interpretada del Códice Mendoza.
“Glifo toponímico.”
22Quauhtochco: cuáhuitl, árbol; tochtli o tuchtli,
conejo; co en: “en donde está el conejo de árbol
(ardilla)”.
Cerámica estilo Quauhtochco
El nombre de la zona también se utiliza para
identifcar una cerámica con “fondo sellado” elaborada
siempre en forma de cajetes de fondo plano sin
soportes, con paredes divergentes muy
ligeramente convexas, modelados en barro que va del color
café claro-rojizo a francamente rojizo, compacto y
de espesor mediano.
Su decoración es casi exclusivamente interior. La
de sus paredes es pintada, en colores naranja,
negro y guinda. El naranja se aplicó en la parte
inferior de la pared; el negro, en forma de angostas
bandas paralelas; y, el guinda, en una banda más
ancha que cubre la parte interior del borde.
Los fondos tienen decoración sellada con formas
geométricas en donde se combinan líneas rectas,
curvas y círculos, formando fores estilizadas,
volutas, grecas escalonadas, etc. Se nota la tendencia
general a dividir el fondo circular en cuatro
secciones iguales, y dentro de cada dos de ellas (las
opuestas), llevan temas decorativos.
5.4 Figura que representa a una mujer
Para la elaboración de esta fgurilla se utilizaron
dos moldes: uno para la parte frontal y otro para
la posterior. La unión de ambas partes produjo
una fgura hueca cuya rebaba fue matizada por el
alfarero. La representación de la mujer con ambos
brazos levantados a la altura de los hombros y
con las palmas hacia el frente es característica del
Horizonte Clásico Tardío en la costa de Campeche
y en el centro de Veracruz (600 a 900 d. C.). La
pieza conserva restos de color rojo.
235.5 Cerámica “matada”
El término “cerámica matada” hace referencia a Las evidencias de cerámica matada se remontan al
un interesante enigma presente en vasijas que horizonte Preclásico o Formativo (2500 a. C. - 200
muestran en el cuerpo una pequeña perforación d. C.). La práctica se mantuvo vigente durante todo
elaborada cuidadosamente para evitar destruir el horizonte Clásico. Igualmente existen ejemplares
por completo la pieza y que de cualquier forma la posclásicos que muestran la peculiar perforación y
inutiliza como contenedor de sustancias líquidas. se tiene documentado que la tradición fuertemente
enraizada perduró hasta la llegada de los españoles
e incluso se practicó con su consentimiento, o sin
él, durante La Colonia.
24¿Porqué y con qué fn eran “matadas” la piezas ar -
queológicas? Una idea sugiere que las eran
matadas ritualmente, como una forma de sacrifcio
ritual. Otra idea propone que los alfareros
inutilizaban las piezas para evitar que antiguos
profanadores de tumbas las emplearan nuevamente.
Sin embargo, los anteriores solamente son
planteamientos hipotéticos. Tal vez propuestas
futuras, de las nuevas generaciones de arqueólogos,
permitirán aclarar este misterio.
25Epílogo
Artesanía Prehispánica
El estudio de la cerámica arqueológica se
encuentra en pleno desarrollo y muy lejos de ser agotado
como tema de investigación. Las piezas pueden
ser equiparadas a fragmentos de un viejo códice,
cada nuevo investigador podrá obtener
deducciones diferentes a las de sus antecesores y
encontrará “nuevos” elementos de análisis y otras utilidades
para reconstruir el inmenso rompecabezas de la
historia prehispánica de Mesoamérica.
Los especialistas y el público en general necesitan
comprender que la forma en que vemos,
estudiamos y entendemos el pasado es algo en constante
evolución. En el futuro, seguramente, otro tipo de
estudios podrán ser aplicados a las piezas
arqueológicas que nos permitan conocer aspectos del
pasado a través del estudio de los testimonios en
barro, que hoy en día resultan ser inaccesibles.
26Glosario
Artesanía Prehispánica
Altiplano Central Formativo o Preclásico
Sub-área de Mesoamérica localizada al centro de En la historia de Mesoamérica encontramos un
la República Mexicana. Comprende los valles de gran mosaico de culturas, por lo cual se diseñó
México y Puebla, así como parte de los actuales un esquema cronológico que permite, hasta cierto
estados de Tlaxcala, México y Morelos. Ahí se de- punto, la comparación de desarrollos locales. El
sarrollaron importantes culturas, en sitios como esquema que mas aparece dentro de la literatura
Cuicuilco, Tlatilco, Teotihuacán, Tula, Tlatelolco y sobre el tema comprende tres periodos: el
Tenochtitlán. Preclásico o Formativo, el Clásico y el Posclásico.
El Periodo Preclásico o Formativo se divide para
Arqueólogo fnes prácticos en tres etapas:
Es la persona que profesa la Arqueología. Esta se 1.Preclásico Temprano que va del 2500 al 1200 a.
refere al estudio de culturas ya desaparecidas a C. y es en donde se establecen las bases para el
través de sus restos materiales. desarrollo de las culturas Mesoamericanas gracias
a la agricultura como base de la subsistencia y la
Clásico vida sedentaria.
En la Historia de Mesoamérica encontramos un 2. Preclásico Medio que va del 1200 al 400 a. C. y
gran mosaico de culturas, por lo cual se diseñó es en donde la organización social se volvió cada
un esquema cronológico que permite, hasta cierto vez más compleja.
punto, la comparación de desarrollos locales. El
esquema que mas aparece dentro de la literatura 3. Preclásico Tardío que va del 400 a. C. al 200
sobre el tema comprende tres periodos: el Preclá- d. C. y es en donde se consolidan las tendencias
sico o Formativo, el Clásico y el Posclásico. El Pe- culturales y en donde se establecen las bases
riodo Clásico se divide para fnes prácticos en dos para el Clásico.
etapas:
La Colonia
1. Clásico Temprano que va del 200 al 600 d. C.
y es uno de los periodos de mayor esplendor en Para la historia de México el periodo llamado
coMesoamérica. Nacen ciudades como Teotihuacán, lonial empieza en el siglo XVI, cuando los
espaCholula, Monte Albán, Calakmul, y otras más que ñoles conquistaron la antigua México-Tenochtitlán
alcanzaron niveles de especialización muy altos. para fundar la Nueva España. También se conoce
esta etapa con el nombre de virreinato porque el
2. Clásico Tardío que va del 600 al 900 d. C. y se país, fue gobernado por un representante del rey
caracterizó por el nacimiento de una nueva situación de España que tenía el título de virrey. El periodo
política en gran parte de Mesoamérica, asociada a colonial abarca 300 años y está usualmente
dividila caída de Teotihuacán y al esplendor de algunas do en tres periodos: el primero, y más antiguo, es el
ciudades mayas. que corresponde al siglo XVI y abarca todo lo que
pasó en la Nueva España desde 1521 hasta 1600;
Fase Manantial el segundo, el del siglo XVII, que comprende lo
sucedido entre 1601 y 1700, y fnalmente, el tercero y
Una fase de tiempo (1000-800 a. C.) de la tipología último, el del siglo XVIII y que va de 1701 a 1821.
establecida por Niederberger (1976; 1987) para la
Cuenca de México.
27Mayas que mas aparece dentro de la literatura sobre el tema
comprende tres periodos: el Preclásico o Formativo;
Los mayas habitaron la zona de México que abarca el Clásico; y el Posclásico. El Periodo Posclásico se
toda la península de Yucatán, parte de los estados divide para fnes prácticos en dos etapas:
de Tabasco y Chiapas, así como Guatemala, Belice,
y la porción Occidental de Honduras y El Salvador. 1. Posclásico Temprano, que va del 900 al 1200 d.
Se encuentran dentro de una mezcla de lenguas y C. y se defne por la combinación de rasgos entre
de pueblos. Destacan por sus conocimientos calen- los que se encuentran la caída de las grandes
dáricos, astronómicos y matemáticos, así como por ciudades del Clásico, movimientos migratorios y la
la magnífca arquitectura realizada en sitios como existencia de datos históricos.
Chichén Itzá y Tikal. Los mayas son considerados
como la civilización más deslumbrante de la Améri- 2. Posclásico Tardío que va del 1200 al 1521 d. C.
ca precolombina. que se caracteriza por ser de las épocas de mayor
esplendor de Mesoamérica. Se desarrollaron
cultuMesoamérica ras tales como los Tarascos y los Mexicas.
En 1943 el Dr. Paul Kirchhoff llamó Mesoamérica Protoclásico
a la región que estuvo habitada por un numeroso
conjunto de pueblos. Se designa Para algunos propósitos, el Protoclásico se
a la región centro-sureste de México y a la zona ha empleado para referirse a la transición por
norte de Centroamérica, en la que forecieron las sí misma, es decir, el cambio de una etapa de
más importantes civilizaciones prehispánicas. desarrollo a otra. La transición del Preclásico al
Incluye a los olmecas, en lo que hoy es el sur de Clásico Temprano (llamada Protoclásico) ha sido
Veracruz y Tabasco; a los mayas en la península de uno de los momentos menos entendidos de la
Yucatán, Chiapas, Guatemala, Belice y Honduras; prehistoria mesoamericana. Es posible que el uso
los mixtecos-zapotecas en lo que hoy es el estado del término “Protoclásico” para hacer referencia a
de Oaxaca; los totonacas al norte de Veracruz; los éste, sólo haya ocasionado confusión, puesto que
toltecas y aztecas en el Altiplano central. Hoy en día su defnición todavía es objeto de controversia. Es
tenemos testimonios de su cultura y su grandeza, más, algunos arqueólogos lo han desechado por
a través de las ruinas de ciudades ancestrales que completo pensando que ya no tiene validez. Sin
poco a poco nos han ido revelando los secretos embargo, aún quedan investigadores que intentan
mejor guardados. defnirlo, y durante los estudios han encontrado
cambios importantes que contribuyen a explicar
La Mixtequilla el fenómeno Protoclásico. Hasta ahora, dada la
confusión, el Protoclásico se ha utilizado para
Región cuyo nombre se deriva de la migración de implicar una etapa, fase, un estilo cerámico, o la
trabajadores mixtecos del estado de Oaxaca du- combinación de todos éstos (Pring 1977). Éste va
rante el siglo XIX. Se localiza en la zona del Río del año 100 a. C. al 200 d. C.
Blanco-Papaloapan, a 25 kilómetros al oeste de
la laguna de Alvarado. Dentro de ese territorio se Quauhtochco
encuentran diversos sitios prehispánicos como: El
Zapotal, El Cocuite, Cerro de las Mesas, Ojochal, Región de Quauhtochco, según Barlow (1949),
inSanta Ana y Piedras Negras. terpretada del Códice Mendoza. Nombre de una
zona arqueológica perteneciente al Municipio de
Posclásico Carrillo Puerto, ubicada dentro de la faja semiárida
central veracruzana. La palabra es de origen
náEn la historia de Mesoamérica encontramos un gran huatl y signifca “lugar de árboles y conejos”.
mosaico de culturas, por lo cual se diseñó un es-
quema cronológico que permite, hasta cierto punto, Quauhtochco: cuáhuitl, árbol; tochtli o tuchtli,
la comparación de desarrollos locales. El esquema conejo; co en: “en donde está el conejo de árbol
28(ardilla)”. El nombre de la zona también se utiliza cuatro hijos: Tezcatlipoca Rojo (Xipe o Camaxtle),
para identifcar una cerámica con “fondo sellado” Tezcatlipoca Negro (Tezcatlipoca), Tezcatlipoca
elaborada siempre en forma de cajetes de fondo Blanco o Quetzalcóatl y Tezcatlipoca Azul
(Hutziloplano sin soportes, con paredes divergentes muy pochtli), las cuatro principales deidades mexicas.
ligeramente convexas, modelados en barro que
va del color café claro-rojizo a francamente rojizo, Tláloc
compacto y de espesor mediano.
Deidad de la lluvia, cuyo nombre proviene del
náTeotihuacán huatl tlaloctli, “néctar de la tierra”. Entre los
zapotecos y totonacos se le llamaba Cocijo, en la Mixteca
Ciudad cuyo apogeo se ubica en el Horizonte era convocado como Tzhui, los tarascos lo
conoClásico (200-800 d.C.); se localiza en el Altiplano cían bajo el nombre de Chupi-Tirípeme y los mayas
Central y fue uno de los más notables centros ce- lo adoraban como Chaac. Este dios
mesoamericaremoniales de Mesoamérica. Está conformado por no del agua y la agricultura, se representa con una
dos grandes pirámides, la del Sol y la de la Luna, máscara compuesta por dos serpientes torcidas
y por templos, plataformas y lugares de residencia entre sí, que forman la nariz, sus cuerpos se
endistribuidos a los lados de la larga Calzada de los roscan alrededor de los ojos y las colas conforman
Muertos. El edifcio mayor, la pirámide del Sol, tiene los bigotes.
lados de 215 metros, por lo que su base es
semejante a la de la más grande de las pirámides egip- Tres Zapotes
cias. La zona ceremonial de Teotihuacán estaba
rodeada por una gran concentración urbana que, Sitio localizado a 4 km al sureste del municipio de
según los investigadores, tenía en su momento de Santiago Tuxtla en el estado de Veracruz, México,
apogeo entre 125 mil y 250 mil habitantes y ocu- en la región sur. Los estudios estratigráfcos indican
paba unos 20 Km². Era una de las cinco ciudades que en Tres Zapotes ocurrieron varias explosiones
más pobladas en el mundo de aquella época. El del Volcán San Martín, lo que provocó que los
hasitio arqueológico de Teotihuacán está ubicado a bitantes se desplazaran hacia zonas más altas. El
45 km hacia el noreste de la ciudad de México. sitio es considerado como uno de los más
importantes de la cultura olmeca, con una cronología
Tezcatlipoca que abarca desde el Preclásico hasta el Posclásico
Temprano. En este lugar se han localizado dos
caTezcatlipoca es dios patrono de guerreros y prínci- bezas colosales, una de las manifestaciones
cultupes; dios del frío que representa el cielo nocturno. rales más reconocidas de los olmecas, las cuales
Es un dios providencial que tiene el don de la ubicui- se creen que eran retratos de sus gobernantes,
dad. Su atributo principal es el espejo que humea; hombres sagrados o jugadores de pelota, y que se
su disfraz es el tigre y su emblema un cuchillo de colocaban en centros ceremoniales.
obsidiana, que representa el viento negro. “Espejo
humeante”, en náhuatl. Complejo símbolo mágico- Urna
religioso. “Verdadero dios de los mexicas” (y del
conjunto de pueblos de Mesoamérica), invisible y Caja de madera o barro en la que se depositan
omnipresente, estimulaba la guerra cuando estaba restos humanos para ser enterrados.
en la tierra. Era la mayor de las deidades y puro
espíritu; solamente ante él se arrodillaban y de esa
manera hacían público el reconocimiento de su
inferioridad. Oscuridad y sombra conocedora del
corazón humano, era el insoportable Espíritu
revelador de la verdad, de ahí el peligro que representaba
su presencia. Según una de las versiones que hay
al respecto, Ometecuhtli y Omecíhuatl —también
llamados Tonacatecuhtli y Tonacacíhuatl— tuvieron
29Bibliografía
Artesanía Prehispánica
ABASCAL, Rafael. (1976). Ensayo Arqueológico sobre la cerámica denominada “Policromos
Cholultecas”. México: Fena.
CASTILLO, Noemí. (1968). Algunas técnicas decorativas de la cerámica arqueológica de
México. Serie Investigaciones INAH. México: INAH.
CORAL GARCÍA, Emilio. (1996). “La Colección Arqueológica Kamffer: Un Encuentro con la
cerámica Precolombina”. En: Gaceta UNAM, No. 2986. México: UNAM.
LITVAK, Jaime. (1975). Antropología: ¿Que nos dicen los tepalcates?. México: IIA, UNAM.
NOGUERA, Eduardo. Bibliografía de Cerámicas Prehispánicas. México: ENAH.
PEREZ ESTRADA, Francisco. (1965). El Barro, expresión de cultura indígena. México.
SANCHEZ MONTAÑÉS, Emma. (1989). La cerámica Precolombina. El barro que los Indios
hicieron Arte. Biblioteca Iberoamericana, México.
Fotografías
Algunas de las imágenes que integran la información presentada en esta producción, fueron
recopiladas a partir de una investigación bibliográfca con fnes de divulgación del patrimonio
arqueológico Mesoamericano. Las imágenes que no son parte de los títulos citados, fueron
proporcionadas por el Ing. Carlos Kubli.
Las fotografías de la selección de piezas forman parte del acervo fotográfco de la Fundación
Cultural Armella Spitalier.
1.- Excavación…. Foto colección particular Arqueóloga Bárbara Elizalde Carbajal.
2.- Cabeza colosal… Foto colección particular Arqueóloga Sara Vargas Carbajal. Tomada en
el Museo de Antropología de Xalapa, Veracruz.
3.- Fragmento de mural con un sacerdote del culto de Tláloc, Teotihuacán, estado de México.
Museo de la cultura Teotihuacana.
DE LA FUENTE, Beatriz, L. STAINES CICERO y M.T. URIARTE. (2003). La Escultura
Prehispánica de Mesoamérica. CONACULTA, Dirección General de Publicaciones, México; y
Editoriale Jaca Book SpA, Milán.
30Selección de Piezas
311
Cajete sencillo cuya pasta contiene micas doradas,
la superfcie ligeramente pulida conserva capa de
pintura anaranjada. En el exterior se observa una
fuerte mancha de cocción.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900 - 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 7 cm.
Diámetro: 12 cm.
322
Urna policroma de estilo mixteco. Los motivos de
la parte superior aluden al autosacrifcio, la parte
media lleva grecas escalonadas.
ORIGEN:
Región Mixteca.
ÉPOCA:
Posclásico Tardío.
(1200 -1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 25 cm.
Diámetro: 30.5 cm.
333
Curiosa vasija con la representación de un mono
con la mano izquierda sobre la oreja y la derecha
sobre la boca.
ORIGEN:
Región Tierra Caliente (Guerrero).
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a. C.- 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 12 cm.
344
Cajete de paredes curvas, con decoración policroma.
ORIGEN:
Occidente de México.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900 – 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 7 cm.
Diámetro: 14 cm.
355
Cajete elaborado en cerámica Gris Fino, de
paredes delgadas y textura fna. Presenta en la parte
superior una banda de un matiz gris ligeramente
más claro que el resto. Especialmente
interesantes es el espesor de las paredes, que va de 2 a 3
milímetros.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600 a 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 14 cm.
Alto: 6.9 cm.
366
Pequeña ollita, de cuerpo globular y estrecho cuello.
La superfcie fue pulida en color anaranjado.
ORIGEN:
Costa del Golfo.
ÉPOCA:
Clásico tardío.
(600 a 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 5.8 cm.
377
Singular pieza en forma de botellón de cuerpo
compuesto, decorado con gruesas bandas de
color rojo sobre bayo.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Medio.
(1200 a 400 a. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 22 cm.
Diámetro: 9.8 cm.
388
Molcajete trípode de soportes plano rectangulares.
El fondo inciso se encuentra gastado, la superfcie
conserva ligero pulimento. Se trata de una versión
que imita a la cerámica azteca III.
ÉPOCA:
Posclásico Tardío.
(1200-1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 13 cm.
399
Pequeña versión de un plato trípode, los soportes
representan cabezas de coyote. Pertenece a la
cerámica característica de Izúcar de Matamoros
Puebla.

ORIGEN:
Región Sur de Puebla.
ÉPOCA:
Posclásico Tardío.
(1250 -1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 13.5 cm.
Alto: 6 cm.
4010
Molcajete trípode con soportes sólidos, pieza de
paredes gruesas cuya manufactura burda denota
su uso doméstico corroborado por el desgaste
del fondo.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900- 1521 d.C.).
DIMENSIONES:
Alto: 11.5 cm.
Diámetro: 15 cm.
4111
Cajete trípode café oscuro pulido, de amplio
diámetro fondo plano y paredes divergentes. El
exterior lleva una banda formada por triángulos
incisos.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600 – 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 11.5 cm.
4212
Olla pequeña con sencilla decoración de chapopote
en la parte superior.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico.
(200 – 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 7 cm.
4313
Copa en estilo Isla de Sacrifcios, elaborada en
pasta Anaranjado Fino. Los diseños fueron
ejecutados con pintura roja y blanca.
ORIGEN:
Región central de Veracruz.
ÉPOCA:
Posclásico Temprano.
(900 – 1250 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 15.5 cm.
4414
Botellón café oscuro pulido. El cuello es
alargado, estrecho y la base cuenta con un breve anillo
circular.
ORIGEN:
Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Medio.
(1200 - 400 a. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 21 cm.
4515
Cajete trípode en color bayo pulido de fondo plano
y paredes evertidas. Los soportes son breves y de
forma cónica.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Clásico.
(200 – 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 5.2 cm.
Diámetro: 13 cm.
4616
Jarra con motivos decorativos en negro sobre
engobe pulido de color guinda. Los motivos
representan sencillas bandas y espirales.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Posclásico Tardío.
(1200 -1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 22.5 cm.
4717
Plato en estilo Isla de Sacrifcios. El interior lleva
un motivo foral al centro y cuatro grecas escalo -
nadas en el perímetro. Pertenece a la cerámica
Anaranjado Fino.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Posclásico Temprano.
(900 – 1200 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 20.4 cm.
4818
Cajete de elevadas paredes curvas, con decoración
polícroma en la parte superior, elaborado en pasta
de color crema de grano fno.
ORIGEN:
Región Mixteca.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900– 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 10.6 cm.
4919
Plato con decoración en rojo sobre bayo pulido. El
exterior lleva una banda incisa que contiene grecas
escalonadas.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600 – 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 19.5 cm.
5020
Pequeño vaso de fondo plano y paredes rectas. La
superfcie presenta gruesas bandas incisas.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a. C.- 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 7.6 cm.
Alto: 9.2 cm.
5121
Cajete de color café claro y silueta compuesta. La
superfcie exterior lleva una escena en la que se
observan unos personajes con vasijas en actitud
de ofrendar.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600 – 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 13 cm.
Alto: 6.8 cm.
5222
Cabecita antropomorfa elaborada en molde, que
representa un personaje cuya deformación craneal
produjo dos grandes lóbulos.
ORIGEN:
Altiplano Central.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600-900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 3.4 cm.
5323
Cajete polícromo de estilo Quauhtochco. El fondo
plano posee un diseño en relieve, el perímetro
lleva banda de pintura roja y negra sobre fondo
anaranjado.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Posclásico Tardío.
(1200 – 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 21.5 cm.
5424
Excelente ejemplar de un sahumerio trípode con
decoración calada y punzonada. Las partes pulidas
llevan aplicaciones de grafto y pintura roja en la
parte media.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900 – 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 9.8 cm.
5525
Botellón que lleva la representación del dios Tlaloc
elaborada al pastillaje. En Mesoamérica la
tradición abarca tanto el Altiplano Central como sitios
localizados en el Centro de Veracruz.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900 – 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 14.2 cm.
5626
Gran apaxtle funerario, de fondo plano, la
decoración se obtuvo mediante zonas que fueron
pulimentadas.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600-900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 35 cm.
Diámetro: 49.5 cm.
5727
Figura antropomorfa, elaborada en molde es
hueca. Hecha en barro de color crema.
ORIGEN:
Centro de Veracruz.
ÉPOCA:
Clásico Tardío.
(600-900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 23 cm.
Ancho: 16 cm.
5828
Olla café oscuro, pulida cuyo cuerpo está formado
aparentemente de anillos. Su fondo es plano y la
boca reducida.
ORIGEN:
Región no determinada.
ÉPOCA:
Clásico Temprano.
(200 - 600 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 7 cm.
5929
Ollita modelada en barro de color café, la
superfcie presenta decoración incisa que posiblemente
representa alas de ave.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a.C. - 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 10 cm.
6030
Sencillo cajete de paredes curvas, modelado en
barro de color café.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a.C. - 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 6 cm.
Ancho: 10 cm.
6131
Botellón de cuerpo esférico y cuello cilíndrico. La
base es plana y la boca lleva borde engrosado.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Preclásico Medio.
(1200 - 400 a. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 15 cm.
6232
Cajete de fondo plano y paredes recto divergentes.
Cuenta con una gruesa capa de pintura de color
rojo guinda.
ORIGEN:
Región Central de Veracruz.
ÉPOCA:
Posclásico.
(900- 1521 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 13 cm.
6333
Cajete elaborado en barro de color gris característico
de la región oaxaqueña.
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a. C.- 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Diámetro: 15 cm.
6434
Cajete de cerámica Anaranjado Delgado, elaborado
en molde, de base anular y paredes curvas.
ORIGEN:
Región Altiplano Central.
ÉPOCA:
Clásico.
(200 - 900 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 5 cm.
Diámetro: 16.4 cm.
6535
Botellón elaborado en cerámica Blanco Granular.
La superfcie erosionada todavía permite observar
la decoración en gruesas bandas de color café.
ORIGEN:
Región Morelos-Guerrero. Tierra Caliente.
ÉPOCA:
Preclásico Tardío.
(400 a.C. - 200 d. C.).
DIMENSIONES:
Alto: 10 cm.
66Créditos
Artesanía prehispánica
Carlos Armella Sánchez
Presidente
Rafael Bucio Dromundo
Director
Hugo Herrera / Carlos Topete Bustamante
Curaduría Arqueológica e Investigación
Jesús de los Santos Pérez
Restaurador
Jovan Rabel Guzmán Gómez
Diseño Gráfco
Paula Flores de los Reyes
Corrección de Estilo
Ricardo Cruz Orea / Germán Hernández
Fotografía
Emmanuel Hernández López / Iván Montesinos Mendoza
Retoque Fotográfco y Diseño
Roberto Vilchis Silva
Paula Flores de los Reyes
Gracia Sara Vargas Carbajal
Yuri Pavel González Díaz
Barbara Kateri Elizalde Carbajal
Organización del Archivo Fotográfco
67Ilustra con piezas prehispánicas ejemplos que sirven para desarrollar en
el usuario conocimientos básicos acerca de como procede el arqueólogo
para obtener información útil y necesaria de las vasijas arqueológicas. 1 Datos que posteriormente valdrán para comprender aspectos
importantes de aquellas culturas que dieron forma a tan preciados objetos.
www.fundacionarmella.org
ISBN: 978-968-9342-10-6
Editor: CACCIANI, S. A. de C. V.
Prol. Calle 18 No. 254
Col. San Pedro de los Pinos, México, D.F. 01180
(+5255) 5273-2229
(+5255) 5273-2397
contacto@fundacionarmella.org
ventas@fundacionarmella.org
Año de publicación: 2008